No todo iba a ser tan bonito, 0-2

CRÓNICA | Osasuna se llevó los tres puntos de 'Los Cármenes' ante un Granada que volvió a mostrar una muy pobre imagen

Fran Calvo / GRANADA  |  23 de enero de 2022
Víctor Díaz, titular ante Osasuna, durante un lance del partido en el `Nuevo Los Cármenes` (LALIGA)
Víctor Díaz, titular ante Osasuna, durante un lance del partido en el `Nuevo Los Cármenes` (LALIGA)

Cuando el Granada estaba inmerso en esa excelente racha que le llevó a sumar puntos a lo largo de siete jornadas consecutivas, Robert Moreno avisó en varias ruedas de prensa que el camino hacia la permanencia no iba a ser tan fácil ni bonito. Que los malos resultados llegarían. El problema, es que la imagen mostrada por su equipo en los dos últimos partidos ha estado muy lejos de lo esperado. Osasuna se llevó el triunfo en un partido que los rojiblancos no merecieron ganar y, posiblemente, tampoco empatar. El solitario gol de David García a la salida de un córner mediado el segundo tiempo fue el reflejo de la fragilidad que mostró el conjunto nazarí en todas las líneas del campo. Incapaz de poner en aprietos a un rival, ni con el marcador en contra, se marchará al parón internacional poniendo fin a una histórica marca con dos duros golpes.

Volvía el Granada al ‘Nuevo Los Cármenes’ tras parón, aunque sí había jugado menos de 72 horas antes en Getafe, donde dio una mala imagen, y en la antesala de otro. Los rojiblancos querían redimirse de esa derrota del ‘Coliseum’ delante de su público y frente a un rival directo como era Osasuna. Solo un punto separaba en la clasificación a ambos bandos y seis por encima del descenso tenía el cuadro nazarí. De ganar, se colocaría momentáneamente a cinco de Europa y la brecha sobre la zona de abajo se ampliaría aún más, por lo que el choque del mediodía del domingo se presentaba clave.

Hozo rotaciones Robert Moreno con respecto al encuentro de Getafe, sobre todo en las bandas. Víctor Díaz y Sergio Escudero entraron por Quini y Neva, respectivamente. Además, Álex Collado debutó como titular y dejó en el banquillo a Machis. El catalán actuó en su costado natural, el derecho, mientras que Puertas lo hizo a pierna cambiada por la izquierda. Montoro fue la otra novedad, colocándose en el centro del campo junto a Luis Milla y quedándose en la banda Isma Ruiz, titular en tierras madrileñas.

PopFm Granada

Osasuna comenzó muy metido en el partido, todo lo contrario que el Granada. Incluso, se escucharon algunos pitos antes de alcanzar el primer cuarto de hora, cuando el árbitro anuló un tanto a Moncayola por fuera de juego de Budimir y, seguidamente, el propio Moncayola pudo introducir de nuevo el balón en las mallas de Maximiano con un remate desde el punto de penalti. Habían salido con una marcha menos los de Robert Moreno, pareciendo alargar la dinámica con la que terminó en Getafe. Budimir también estuvo a punto de remachar en la misma boca de gol un centro desde la izquierda, dejando entre ver la fragilidad que estaba presentando el conjunto local.

A los veinte minutos, Moreno ordenó cambiar de esquema y resituar a varios de sus hombres. El Granada pasó del 4-4-2 a un 4-2-3-1, con Puertas por la derecha, Collado de mediapunta, Luis Suárez por la izquierda y Molina en punta de ataque. Ese sistema dio un plus al equipo en la parcela ofensiva, y los que vestían de rojiblanco horizontal se dieron cuenta de que, si el juego circulaba por Collado, el ritmo era más fluido. El refuerzo invernal se vistió de director de orquesta durante el segundo ecuador de la primera mitad y su equipo mejoró.

Fruto de ello llegaron los primeros acercamientos sobre el arco de Sergio Herrera. El propio Collado peinó una pelota que cayó en las botas de Molina, esperó al desmarque de Puertas, el almeriense probó la vaselina en el mano a mano y el guardameta rojillo salvó a los suyos en la mejor y única ocasión del Granada hasta el momento. Instantes después, Luis Suárez sí consiguió batirle, pero la jugada quedó invalidada por fuera de juego de Germán, quien había dado la asistencia al colombiano.

Siguió con ese esquema el técnico granadinista tras la reanudación, pero incluyó un cambio significativo. Collado, posiblemente el mejor hombre de los locales en la primera parte, dejó su sitio a Gonalons durante el intermedio. Montoro se desplazó hasta la mediapunta y el francés haría las funciones pertinentes en el centro del campo junto a Milla.

No sentó bien el descanso al Granada, que volvió a entrar mal en el partido. Budimir se quedó muy cerca de deshacer la igualada con un cabezazo a bocajarro que atrapó en dos tiempos Luís Maximiano. El delantero bosnio lo tenía todo de cara, pero, incomprensiblemente, mandó un remate centrado y sin fuerza directo a las manos del cancerbero. La respuesta en el área contraria llegó tras un disparo en semifallo de Gonalons que terminó en las botas de Puertas y Juan Cruz se cruzó providencial para evitar el tanto del extremo.

El encuentro estaba desarrollándose de una forma muy insulsa y si alguno de los dos merecía desequilibrar la balanza ese era Osasuna. Así lo hicieron los de Arrasate pasada la hora de partido, en un saque de esquina que botó Rubén García y cabeceó David García. El central rojillo, que regresaba tras superar el Coronavirus, se elevó entre la marabunta que había dentro del área y ajustó su testarazo para abrir el luminoso.

Reaccionó desde la banda Robert Moreno con una doble sustitución. Quini entró por Víctor Díaz y Machis por Montoro, devolviendo el esquema al 4-4-2 inicial. Con el equipo nazarí todavía de bajón por el tanto recibido, Chimy Ávila pudo poner la puntilla, pero Maximiano se mostró enorme para tapar el mano a mano ante el futbolista rosarino. Kike García, que entró desde el banquillo, también se quedó cerca de firmar la sentencia con un disparo que se marchó rozando el palo.

El Granada no fue capaz de asustar a Sergio Herrera en el tramo final. Lejos de sacar la garra que tantos puntos le había dado cuando los choques consumían en anteriores jornadas, los rojiblancos se quedaron muy mermados a raíz del tanto de David Garcia. Finiquitó la contienda Kike García al empujar en boca de gol un regalo de Nacho Vidal, que entró como quiso entre la zaga local. El descenso sigue lejos, aunque el Bernabéu espera al plantel de Robert Moreno a la vuelta de la ventana internacional.

GRANADA CF Luís Maximiano; Víctor Díaz (Quini, 70´), Germán Sánchez, Raúl Torrente, Sergio Escudero (Bacca, 81´); Luis Milla, Montoro (Machis, 70´), Álex Collado (Gonalons, 46´), Antonio Puertas; Jorge Molina y Luis Suárez.

OSASUNA Sergio Herrera; Nacho Vidal, David García, Juan Cruz, Manu Sánchez; Lucas Torró (Oier, 87´), Moncayola, Darko Brasanac; Chimy Ávila (Javi Martínez, 75´), Rubén García (Kike Barja, 93´) y Ante Budimir (Kike García, 75´).

GOLES 0-1 David García (min. 64); 0-2 Kike García (min. 89).

ÁRBITRO Jaime Latre, Santiago (Comité aragonés). Amonestó a los visitantes Nacho Vidal y Brasanac.

INCIDENCIAS Partido correspondiente a la vigésimo segunda jornada de LaLiga Santander disputado en el Estadio Municipal ‘Nuevo Los Cármenes’ (Granada) ante 12.471 espectadores.

@Francalvo1996

francalvo@granadaenjuego.com

 
Noticias relacionadas
20/05/2022 | Fran Calvo

El central rojiblanco volverá a jugar con su país en la Liga de Naciones, que arrancará con cuatro partidos en junio

20/05/2022 | Fran Calvo

La afición, dispuesta a dejarse el alma y la garganta por llevar en volandas al Granada en busca de la permanencia el domingo frente al Espanyol

PRIMERA DIVISIÓN